Muere Bobbi Kristina Brown A Sus 22 Años

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

image

En una nota muy triste les informamos que ha fallecido Bobbi Kristina Brown a sus 22 años de edad, hija única de la también fallecida Whitney Houston.

Su fallecimiento fue confirmado este domingo 26 de julio 2015 por un familiar cercano quien se comunicó a los medios para anunciar el triste suceso.

Brown falleció en un centro de cuidados en Atlanta donde estuvo bajo observación luego de  ser inducida a un coma tras ser hallada en su bañera bajo el agua. Se especula que Brown estuvo de entre unos 2 a 5 minutos sumergida por lo que desde entonces dependía de equipo médico que la mantenía con vida.

CNN-UNA RELACIÓN ESPECIAL CON SU MADRE

Whitney Houston y Bobby Brown se casaron en 1992 y dieron la bienvenida a Bobbi Kristina en 1993, en Livingston, Nueva Jersey. La niña fue la consentida de sus padres y Houston a menudo la subía al escenario.

Houston dijo a la revista Rolling Stone en 1993 que “tener Bobbi Kristina … Yo nunca podría hacer nada que pueda superar eso. No hay nada más increíble en mi vida que tenerla”.

“Dios sabe, yo he estado en frente de millones y millones de personas, y que ha sido increíble sentir ese dar y recibir”, dijo Houston. “Pero cuando di a luz y cuando la pusieron en mis brazos, pensé: ‘esto tiene que ser. Esto es lo máximo’. No he experimentado nada más grande”.

Madre e hija se volvieron incluso más unidas después del divorcio de Houston de Brown en 2007. Houston y Bobbi Kristina actuaron juntas en Good Morning America​, de la cadena ABC, cantando My Love Is Your Love en Central Park, en 2009.

Tras la muerte de Houston el 11 de febrero de 2012, existía una gran preocupación por Brown, que tenía 18 años en ese momento.

Ella le contó a Oprah Winfrey en una entrevista en marzo 2012 cómo estaba haciendo frente a la pérdida de su madre.

“Nadie sabe el espíritu increíble que era,” dijo Brown a Winfrey. “No era solo una madre, era una mejor amiga”.

Brown dijo que su dolor llegaba en oleadas, pero que todavía se comunicaba con su madre.

Puedo escuchar su voz que me dice que me mantenga en movimiento” dijo. “Está siempre conmigo. Siempre puedo sentirla conmigo”.